#54 | Fuerza en la debilidad

Jesús fue a casa de Pedro y encontró a la suegra de este en cama, con mucha fiebre.
Jesús la tocó en la mano y la fiebre se le quitó. Entonces ella se levantó y le dio de comer a Jesús.
Mateo 8:14-15  
Es cuando estamos o nos sentimos débiles que Jesús más se acerca a nosotros para que confiemos en Él. En nuestra debilidad, Él nos sostiene y nos guía de la mano. Jesús nos pide nuestros dolores y cargas para aligerarnos, nos baja la temperatura cuando nos enojamos, Él sana nuestro cuerpo cuando enfermamos. Y eso lo hace para nuestro bien, para que comencemos a movernos, para que nos levantemos y seamos usados por Dios para bendecir.

Compartir:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores

Seguir por Email

Mis otros blogs

Bleiÿ Doll
Poesiasdeunaprincesa