#110 | Bueno y amable de corazón

Que todo el mundo se dé cuenta de que ustedes son buenos y amables.
Filipenses 4:5 a
He aquí nos enseña que debemos mostrar al mundo, a las personas de nuestro alrededor, que somos buenos y amables. Primero, para mostrar algo, que otros lo vean y reconozcan, debe ser no solo a través de palabras sino también de acciones y decisiones. Pues así las personas verán cómo somos. Y segundo, la Biblia nos enseña que para mostrar algo exteriormente tenemos que tenerlo en nosotros, en nuestro corazón. Por ello, para mostrar bondad y amabilidad debemos tenerlas en nuestro corazón. ¿Cómo nos damos cuenta si está en nosotros? ¿Cómo lo incorporamos a nosotros si sentimos que nos falta? Dios nos da la oportunidad de aprender, de generar hábitos y un nuevo estilo de vida y pensamiento en Jesús; por lo que buscando en su Palabra (Biblia) acerca de la bondad y amabilidad es que aprenderemos lo correcto de estas cualidades, más allá de conocer sus definiciones. Porque el diccionario define estas palabras de la siguiente forma:

  • bondad. (Del lat. bonĭtas, -ātis). f. Cualidad de bueno. || 2. Natural inclinación a hacer el bien. 
  • bueno, na. (Del lat. bonus). adj. Que tiene bondad en su género. || 2. Útil y a propósito para algo. || 3. Gustoso, apetecible, agradable, divertido.
  • amabilidad. (Del lat. amabilĭtas, -ātis). f. Cualidad de amable. || 2. Acción amable.
  • amable. (Del lat. amabĭlis). adj. Digno de ser amado. || 2. Afable, complaciente, afectuoso.
Conociendo ahora las definiciones de estas cualidades, también sabremos ver en nuestras acciones diarias si se presentan o no; pero sólo con la Biblia conoceremos que es lo realmente bueno y agradable a Dios. Así como aprenderemos sus promesas para nosotros, quienes confiamos y creemos en Jesús, por hacer lo bueno.

Compartir:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores

Seguir por Email

Mis otros blogs

Bleiÿ Doll
Poesiasdeunaprincesa